Compromiso con el medio ambiente y un homenaje a la cultura mexicana que grita atemporalidad, calidad y diseño fresco.

Con la idea de proponer su visión de diseño mexicano; auténtico y en donde se expresan sus orígenes, la diseñadora de Guadalajara, Florencia Mendoza, muestra una insaciable necesidad por crear, por satisfacer su curiosidad, y mostrar al mundo su inmensa creatividad. Después de estudiar en escuelas europeas como el Instituto Marangoni y Central Saint Martins, la diseñadora regresó a México para crear una línea de bolsos y tratar de mostrar el valor del diseño mexicano y sostener su postura con diseños nuevos y atemporales, en dónde asegura que la calidad es indispensable para lograr productos de globales.

La nueva colección surgió a través de contrastes poco convencionales y juegos monocromáticos. La idea es que aumentan su valor al conocer el compromiso con la cultura mexicana.

Florencia comenta que haber vivido en distintos países, le ha permitido valorar las costumbres, raíces, cultura y belleza de nuestro país. Es en las tradiciones de México, en donde Florencia ha encontrado su inspiración y la posibilidad de mostrar sus diseños, los cuales ha logrado desarrollar de la mano de artesanos, quienes le ayudan para mostrar piezas únicas y potentes.
De esta relación con el arte popular mexicano, toma la idea de nombrar en la lengua oaxaqueña mixe a su maraca: NÄM, palabra que quiere decir accesorio. La lengua mixe, es el núcleo del concepto. Interpretada bajo una visión contemporánea, estudiada, consciente y sumamente apasionada, NÄM Concept, encuentra en la geometría y la arquitectura su identidad estética. Florencia lo describe como “el resultado de un diálogo entre la sensibilidad estética del arte y un contacto íntimo con la cultura”.


“Cada línea tiene que ver con uno de los cuatro elementos, aunque el diseño tiene un mismo hilo conductor que es la geometría, cada uno representa al agua, tierra, aire y fuego”. – Florencia Mendoza.


Su know how global y su pasión por México son la fusión que da vida original a cada una de sus piezas, y son la fusión perfecta entre tradición e innovación.
Florencia dice haber comprendido que el respeto por el entorno, el cuidado y la protección por el planeta son los cimientos para entender la vida de las noventa mil personas que hablan mixe. Su cosmovisión forma las bases para su firma y la posibilidad de mostrarse orgullosa por ser mexicana.


Cada diseño posee un concepto de dualidad. Movimiento y estática, forma y función, color y geometría.


Cada bolsa es cien por ciento hecha en México (desde la producción de materia prima, hasta la última costura). NÄM Concept es una marca que valora la mano de obra mexicana y el trabajo justo.

El compromiso por cuidar el planeta se expresa en las bolsas hechas de piel vegana con disponibilidad en distintos colores, y para su más reciente colección, Florencia está por utilizar un nuevo material hecho 100% en México: piel de maguey. El trabajo de prueba y error para alcanzar sus estándares de calidad no han parado para que la diseñadora esté satisfecha con el resultado, que con sus propuestas geométricas en líneas simples, se complementan con distintos volúmenes y la fuerza del color.


NÄM Concept va más allá de la compresión estética en la cual, la forma geométrica y las líneas son lo esencial para lograr diseños atemporales y funcionales.


Los diferentes estilos se presentan bajo la propuesta de ser accesorios y un complemento. La cantidad de diseños es basta y fresca. El sentimiento de deseo es indescriptible al ver cada una de las colecciones. “NÄM busca volver al origen y lo elemental”. -Florencia Mendoza.

Por Yarin Miranda Robles
Fotos Cortesía de NÄM Concept

Share: