Combinando el diseño africano con un lujo único, una cocina excepcional y experiencias extraordinarias en la naturaleza, Xigera Safari Lodge está reinventando el safari. Para la familia Tollman, proteger la tierra y su vida silvestre, al tiempo de empoderar y elevar a las comunidades locales, es una piedra angular de este concepto.

Situado en el impresionante delta del Okavango de Botswana e inmerso en la naturaleza, el Xigera Safari Lodge es una celebración al arte africano. Las piezas de diseño de todo el continente seleccionadas por la galería sudafricana Southern Guild, quienes han colaborado con la familia Tollman (propietarios de Red Carnation Hotel Collection), contribuyen a crear una experiencia única. A esto se suma el acceso durante todo el año a las vías fluvia- les vírgenes del Delta con guías experimentados sintonizados con los matices de los paisajes, los animales y las estaciones.

Recién inaugurado en enero, y después de dos años de planea- ción del diseño, presenta una impresionante colección de arte y diseño africano de la talla de Porky Hefer, Atang Tshikare, Zizipho Poswa y muchos más, con muebles, arte y accesorios cuidadosamen- te seleccionados por Toni Tollman en colaboración con Southern Guild para decorar el espacios diseñados por el arquitecto Anton de Kock.

La galería encargó piezas específicas para crear la atmós- fera del Lodge, y casi todos los objetos fueron elaborados especial- mente para el albergue por artesanos locales, desde los muebles y la cerámica hasta los textiles y vajillas. El trabajo de diseño incluye bancos y sillas de madera de Adam Birch, cerámica de Andile Dyal- vane y Madoda Fani, mantas tejidas especialmente por African Jac- quard, alfombras de Coral & Hive y lámparas de mesa de cerámica de Ardmore: aproximadamente 80 creadores y estudios de todo el continente tienen espacio en la colección Xigera.

El Xigera Safari Lodge funciona con un 95% de energía solar y cuenta con espacios que fusionan experiencias interiores y exterio- res. Los elementos como una casa en el árbol en forma de baobab (inspirada en una pintura del maestro paisajista sudafricano Jacobus Hendrik Pierneef ) se suman a la naturaleza especial de la estadía en el Lodge, con espacios al aire libre que incluyen un área de descanso junto al agua, un pozo de fuego del artista-herrero Conrad Hicks y tumbonas y nidos tejidos diseñados por Porky Hefer.

Las 12 suites, la mayoría orientadas al este sobre las llanuras aluviales e inmersas en las cercanías del Delta, están conectadas a las áreas principales por pasarelas elevadas que serpentean entre los árboles llenos de aves. Cada una es un oasis autónomo de espacios interiores y exteriores llenos de muebles y arte contemporáneo.

Las habitaciones tienen lujosos aditamentos: cojines mullidos, lámparas de noche ornamentadas, arte, diseño, telas ricas y texturizadas, que hacen difícil creer que estás en medio de la naturaleza. Mientras que el vestidor está escondido detrás del dormitorio, el espacioso baño tiene una bañera de cobre independiente, dos lavabos de bronce con flores de lirio y una selección de duchas interiores y exteriores.

El diseño y el excelente servicio distraen maravillosamente, pero es el Delta lo que exige atención y exploración. Más allá de las caminatas fotográficas, es bueno reservar un viaje en helicóptero para ver las grandes manadas de elefantes, búfalos, hipopótamos y bandadas de aves acuáticas, o pasar una noche en la casa del árbol de los baobabs: una cama en la azotea de la estructura de tres pisos (hay un segundo dormitorio debajo, con paredes de lona desplegables, en caso de que la cama al aire libre se sienta demasiado aterradora).

Creado como “una galería viviente de talento africano”, con obras de 76 de los creativos más célebres presentadas en todos los espacios, constituye la muestra más ambiciosa de diseño africano en el continente hasta la fecha.

Interiorismo Toni Tollman + Southern Guild Gallery

Fotos Cortesía Xigera Safari Lodge

Por Cristián Gálvez Capstick

Share: